| Agost, jueves diecinueve de octubre de dos mil once
Portada | Adida | Mi agost.com | Webmail | Webcam | El Clima | Muro ( Redes Sociales ) (N) |
raya
cas val eng | a A | |
Para referirte a Agost en redes sociales utiliza alguno de estos Hashtag: #pobleagost , #03agost, #agostcom


Severino Torregrosa
Fecha artículo : 10 Oct 2003| Lecturas : 0| Votaciones: 97 | Promedio: 2.4 Regular|

+++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++
LA VELETA
+++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

Casi todos los días al atardecer suelo subir a la terraza con un libro que a veces ni abro. Pues hay tardes que me resulta más placentero deleitarme dirigiendo la mirada hacia el cielo, las montañas, la iglesia, y los tejados de las casas de la parte oeste de este pueblo nuestro, iluminado por el color dorado de los últimos rayos de sol del día.

Ya hace tiempo que me viene llamando la atención la veleta que hay en la torre de la iglesia.

Al mirarla, podemos ver que es grande. Majestuosa. Solitaria allá en el cielo. Como observándonos desde las alturas.

Recuerdo que cuando era pequeño, un vecino mayor nos decía a los niños de la calle: “Cuando la veleta señala el norte o el oeste, señala viento, porque cuando llueve por el norte de España, aquí solo nos llega el viento. Y cuando señala el sur o el este, puede que haya lluvia; porque el viento procedente de estos puntos arrastra pequeñas gotitas de agua del Mar Mediterráneo que está muy cerca.”

Después de algunos años comprendí que esta explicación tan sencilla tenía bastante de verdad.

Pero para la veleta lo mismo que para todas las cosas del mundo los años no pasan en vano. Todos los años que lleva aguantando el frío, el calor, las lluvias y los vientos, han hecho mella en su cuerpo.

Su parte trasera, es decir la “pala” o “timón” que sirve para orientar la punta de flecha de la parte delantera en la dirección que procede el viento, está totálmente desgastada; prácticamente es inexistente.

Está claro que los años no perdonan.

Pero a pesar de este deterioro, la veleta sigue funcionando corréctamente. Siempre que la miro, su orientación coincide exáctamente con la de las otras dos veletas que se divisan desde mi punto de observación.


Pero aún hay más. Resulta que según la placa de marmol conmemorativa del IV CENTENARIO que hay en la fachada oeste de la iglesia, esta (la iglesia) se construyó hace más de cuatrocientos años. (Y con ella claro está, la veleta). Es decir que la veleta ya lleva más de cuatro siglos funcionando.

Y ahora vienen las preguntas del millón de dólares.

- ¿Quién construyó la veleta? Supongo que un herrero más o menos cualificado de aquella época.

- ¿Qué materiales empleó? Parece ser que solamente el hierro.

- ¿Qué técnica utilizó? (La técnica es el procedimiento, pericia o habilidad que se utiliza para realizar alguna cosa). Supongo que el constructor utilizó su experiencia y los conocimientos propios de la época.

- ¿Tal vez sea hora ya, de ir pensando en restaurarla para que dure otros cuatro siglos? Pués sí. ¿Por qué no?

- ¿Tal vez los nuevos materiales actuales aguantarán tanto? Tal vez. ¿Quién sabe?

Supongo que cada uno tendrá sus propias respuestas a estas preguntas que yo he contestado tan deficiéntemente.

Lo que sí tengo claro es que sea de día o de noche; sea invierno o verano; estemos trabajando o descansando; estemos alegres o tristes, ....... etc., y sin que nos demos cuenta, la veleta, allá en el punto más alto y con sus más de cuatrocientos años a la intemperie, seguirá cumpliendo su incansable misión para la que fue construida.

Y tal vez después de leer este artículo le prestemos un poco mas de atención y la miremos con un poco más de simpatía.


Severino Torregrosa - Octubre 2003 - para agost.com
severino48@wanadoo.es
 

Valora este articulo:
Usuario: Palabra Paso:

raya
Agost.com
La pagina se creo en: 0,051 segundos.
-
Creative Commons License. Español   Catalan
Se permite copia, difusión, modificación y reproducción parcial o total del contenido siempre y cuando figure el autor inicial del texto y su uso no sea Comercial. Todas las copias deben llevar esta nota. En el caso de usos comerciales, por favor, póngase en contacto con: adida (-arroba-) agost.com